Un periodista estadounidense, acusado de sedición y terrorismo en Birmania

Los nuevos cargos contra Danny Fenster podrían suponer una condena de hasta 20 años de cárcel

Dibujo de la depuesta líder birmana Aung San Suu Kyi, exhibido en una manifestación en Bangkok. (EFE/EPA/Narong Sangnak)
Dibujo de la depuesta líder birmana Aung San Suu Kyi, exhibido en una manifestación en Bangkok. (EFE/EPA/Narong Sangnak)

(EFE).- El periodista estadounidense Danny Fenster, detenido en mayo por las autoridades militares cuando intentaba salir de Birmania, ha sido acusado de sedición y terrorismo en dos nuevos cargos presentados contra él, informó su abogado a medios locales.

Los nuevos cargos fueron presentados este martes durante una vista judicial en un tribunal de Rangún, la mayor ciudad del país, y podrían suponer una condena de hasta 20 años de cárcel, detalló su abogado Than Zaw Aung a la publicación birmana Myanmar Now.

Fenster, de 37 años, fue previamente acusado de violar el artículo 505a del Código Penal, enmendado por la junta militar para usarlo contra los opositores al golpe de Estado del 1 de febrero, por un delito relacionado con la Ley de Asociación Ilícita y otro contra las leyes de inmigración.

El periodista estadounidense, que hasta su detención trabajaba como editor jefe del portal de noticias Frontier Myanmar, con sede en Rangún, fue arrestado el 24 de mayo cuando estaba a punto de tomar un vuelo a Estados Unidos.

Otros tres periodistas extranjeros fueron detenidos anteriormente por la junta militar golpista, pero ya han sido deportados a sus respectivos países

Sin embargo, su abogado confirmó el mes pasado que el arresto estaba relacionado con su trabajo anterior en Myanmar Now, publicación ilegalizada tras el golpe militar del 1 de febrero, donde fue redactor desde mediados de 2019 hasta julio de 2020.

Otros tres periodistas extranjeros, el estadounidense Nathan Maung, el polaco Robert Bociaga y el japonés Yuki Kitazumi, fueron detenidos anteriormente por la junta militar golpista, pero ya han sido deportados a sus respectivos países.

Desde el golpe de Estado, más de un centenar de periodistas han sido detenidos por las fuerzas de la junta militar, según datos de la ONG Reporteros Sin Fronteras, pero es complicado determinar cuántos permanecen en prisión tras la amnistía decretada en octubre.

Según los últimos datos de la Asociación para la Asistencia de los Prisioneros Políticos, al menos 9.943 personas han sido detenidas desde el golpe de Estado, incluida la líder de facto y nobel de la Paz, Aung San Suu Kyi, mientras que 1.250 personas han muerto debido a la represión de las fuerzas de seguridad.

El golpe liderado por el general Min Aung Hlaing ha sumido al país en una crisis política, social y económica, así como en una espiral de violencia con el nacimiento de nuevas milicias civiles que han exacerbado la guerra de guerrillas que sufre el país desde hace décadas.

El Ejército birmano justifica el golpe por un supuesto fraude electoral en los comicios de noviembre de 2020, en los que arrasó el partido liderado por Suu Kyi, como ya hiciera en 2015, y que fueron considerados legítimos por los observadores internacionales.

________________________

Colabora con nuestro trabajo:

El equipo de 14ymedio está comprometido con hacer un periodismo serio que refleje la realidad de la Cuba profunda. Gracias por acompañarnos en este largo camino. Te invitamos a que continúes apoyándonos, pero esta vez haciéndote miembro de nuestro diario. Juntos podemos seguir transformando el periodismo en Cuba.

Imprimir

  • Facebook Like:
  • Google Plus One:
  • Tweet:
  • Tumblr:
  • Compartir:

Comentario 1