En medio de la repulsa y el secretismo, el presidente cubano prepara su viaje a México

Será la primera visita de Estado de Miguel Díaz-Canel desde las masivas protestas del 11 de julio

El mandatario cubano Miguel Díaz-Canel y su homólogo mexicano, Andrés Manuel López Obrador, flanqueados por sus respectivas esposas, durante una visita oficial del primero en 2019. (Presidencia de la República)
El mandatario cubano Miguel Díaz-Canel y su homólogo mexicano, Andrés Manuel López Obrador, flanqueados por sus respectivas esposas, durante una visita oficial del primero en 2019. (Presidencia de la República)

Miguel Díaz-Canel viajará a México para participar en los festejos por el día de la independencia mexicana, este 16 de septiembre, y en la reunión de la Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños (Celac) del 18 de septiembre.

"Se invitó al presidente de Cuba", confirmó este martes el presidente mexicano, Andrés Manuel López Obrador, en su conferencia de prensa matutina desde Palacio Nacional. "Él va a estar en la ceremonia del día 16".

Ni López Obrador ni las cancillerías de ambos países han dado más detalles sobre la agenda de Díaz-Canel hasta ahora, algo que ha sido señalado por algunas voces. "Faltan dos días para la llegada de Díaz-Canel a México y aún no han ofrecido información del lugar, la fecha y la hora en que va a participar como orador en las festividades patrias", publicó en sus redes el periodista y académico cubano residente en México José Raúl Gallego. "Un mandatario que tiene que esconderse hasta cuando viaja al extranjero... ¿Por qué?".

"Es inaceptable el protagonismo en las fiestas del bicentenario de la consumación de la independencia de un dictador que encierra a decenas de ciudadanos cubanos"

En cualquier caso, desde que diversos medios adelantaron la noticia, hace unos días, han llovido las críticas en el país vecino por esta visita de Estado, la primera de Díaz-Canel desde las masivas protestas del pasado 11 de julio en la Isla y tras su nombramiento al frente del Partido Comunista en abril de este año durante VIII Congreso de la organización.

Una de las más contundentes es la del expresidente mexicano Felipe Calderón. "Es inaceptable el protagonismo en las fiestas del bicentenario de la consumación de la independencia de un dictador que encierra a decenas de ciudadanos cubanos", aseveró el exmandatario vía Twitter. "Sería el colmo que en el día de los Niños Héroes, que representa la lucha contra el extranjero, hablara un extranjero". Con ello, se refería Calderón a un tuit de Díaz-Canel sobre la conmemoración, este 13 de septiembre, de la muerte de seis cadetes, convertida en mito historiográfico, durante la intervención estadounidense de 1847.

A ese tuit del cubano también respondió la senadora Lilly Téllez, del opositor Partido Acción Nacional. "Los ciudadanos de este país rechazamos sus saludos y su presencia", expresó Téllez en Twitter dirigiéndose a Díaz-Canel. "A usted lo apoyan políticos mexicanos de su misma calaña. Usted representa a una sarta de bribones parasitarios que atentan contra la libertad, los derechos humanos y la democracia. Coma y váyase".

El imperativo parafraseaba lo que le dijo a Fidel Castro en 2002 el entonces presidente Vicente Fox, cuya trascendencia originó un resquemor diplomático inusual entre México y los artífices de la Revolución cubana.

Cabe recordar que en 1955, Castro se instaló en México tras su salida de la cárcel por el frustrado asalto al Cuartel Moncada, el 26 de julio de 1953. Fue en territorio mexicano donde elaboró el manifiesto que conformaba el Movimiento 26 de Julio "para restaurar la democracia y la justicia en Cuba" y de donde partió hacia la Isla, en el yate Granma, acompañado de otros correligionarios como Ernesto Che Guevara, presto para derrocar a Fulgencio Batista.

Es la tercera vez desde que este tomó posesión, en diciembre de 2018, que Díaz-Canel visita México

Tras el triunfo de la Revolución, Castro acabaría visitando México en 10 ocasiones, la primera de ellas como invitado del entonces presidente José López Portillo, en 1979, y la última durante la Administración de Fox.

Durante el sexenio de Calderón (2006-2012), ya con su hermano Raúl en la presidencia de Cuba, las relaciones bilaterales se enfriaron, hasta que el presidente Enrique Peña Nieto, al viejo estilo del PRI, reinició un acercamiento.

Nada comparado, eso sí, con la afinidad que sostiene la Isla con López Obrador. Es la tercera vez desde que este tomó posesión, en diciembre de 2018, que Díaz-Canel visita México.

Los acuerdos entre ambos países a cuento de servicios de salud –tanto la importación de médicos cubanos como las becas de estudiantes mexicanos en la Isla–, han dado que hablar y siguen sin estar claros.

"No podemos invitar a unos y a otros no, México tiene una relación de amistad con todos los pueblos", justificó López Obrador al ser cuestionado este martes por la controversia que ha generado la visita de Díaz-Canel.

Por su parte, el secretario de Relaciones Exteriores mexicano, Marcelo Ebrard, recordó que la invitación al mandatario cubano se da en el marco de la reunión de la Celac, que se celebrará el próximo sábado en la Ciudad de México.

________________________

Colabora con nuestro trabajo:

El equipo de 14ymedio está comprometido con hacer un periodismo serio que refleje la realidad de la Cuba profunda. Gracias por acompañarnos en este largo camino. Te invitamos a que continúes apoyándonos, pero esta vez haciéndote miembro de nuestro diario. Juntos podemos seguir transformando el periodismo en Cuba.

Imprimir

  • Facebook Like:
  • Google Plus One:
  • Tweet:
  • Tumblr:
  • Compartir:

Comentarios 6